Blog

Como empresa especializada en mudanzas de oficinas en Madrid somos perfectamente conscientes de que todo traslado implica cierto nivel de estrés. Pero, ¿qué pasa si a las cajas, maletas y demás bultos de toda la familia sumamos una mascota? ¿Un perro o gato que siente y padece y que deberá sufrir lo menos posible el vaivén de la mudanza? Vamos a ver una serie de consejos para encarar este tipo de situaciones.

Como empresa de mudanzas y guardamuebles en Madrid podemos encargarnos del traslado cuando decidas cambiar de oficina. En estos casos, hay que proceder a la destrucción de documentos y archivos para cumplir con la LOPD y garantizar la confidencialidad al cliente. Pero, ¿qué pasa con los equipos informáticos? Cuando estos son inservibles, hay que proceder a su destrucción de forma concreta. Vemos ahora cómo.

Un operario de mudanzas no es solo un cargador, sino que se trata de un trabajador que ha de tener otras destrezas, cierta cualificación y formación técnica de la que queremos hablar en este nuevo post. Las empresas de mudanzas y guardamuebles en Madrid hemos de garantizar que los trabajadores son conocedores de las técnicas adecuadas para prestar al cliente un servicio de calidad. Entre otras cosas, acometiendo un correcto embalaje y llevando a cabo el transporte en las condiciones adecuadas con independencia del tipo de vía por el que se circule.